Agua para todos

Esta semana comenzaron las obras para la construcción de tres campos de golf y 7.500 viviendas de lujo con sus correspondientes accesos (30 kilómetros) en una población de Ávila: Villanueva de Gómez (La Moraña) de 140 habitantes. Recuerda bastante al caso ya comentado de la tala de Navas del Marqués. En este caso son 700 hectáreas las afectadas por el proyecto, incluyendo un pinar maduro (más de 10.000 pinos serán eliminados) y un área que bien podría ser considerada como ZEPA por su valor ambiental. Se han empezado las obras a pesar de que la Evaluación de Impacto Ambiental es incompleta y no se han seguido las normas en su estudio.

aguaEl agua es un derecho humano, así lo reconoce Naciones Unidas. Entendida como tal, es la cantidad de agua que necesita un ser humano para realizar sus funciones biológicas básicas. Es agua para beber, asearse y vivir.

Durante mucho tiempo se ha actuado como si los recursos hídricos fueran fuentes inagotables de las que extraer agua, canalizar, trasvasar… tanto para uso humano como para reporte de beneficio económico (todo tipo de cultivos, hidroeléctricas, embalses…).

La Directiva Marco de aguas a nivel europeo y el programa A.G.U.A. marcan el punto de inflexión en el modo de utilizar este recurso.
“El agua no es un bien ilimitado, ni su disponibilidad en la cuantía y calidad adecuada es gratuita. El uso del agua debe tener en cuenta sus costes reales, así como el beneficio económico que puede generar su utilización; y debe respetar la exigencia de un caudal mínimo para mantener los ecosistemas de cada cuenca incluidos los costeros.”

Sólo si mantenemos los bosques y los ecosistemas en buen estado podremos garantizar la perpetuidad de los recursos hídricos y su calidad. Y no es que sea incompatible con su uso económico, el agua es un recurso renovable pero no inagotable, debe hacerse de forma racional.

Los planteamientos en materia de nuevas obras públicas hidráulicas deberá hacerse considerando para qué se usará ese agua: aspectos económicos, sociales y ambientales.
Por ejemplo, si a las entidades o empresarios demandantes se les pasaran íntegramente los costes de lo que supone disponer de las infraestructuras con las que hacen negocio, probablemente no les saldría rentable.
No es socialmente justo que se subvencione el agua cuando se trata de macrourbanizaciones de lujo, campos de golf o grandes terratenientes que no viven del campo sino que se enriquecen haciendo negocio con el agua (muy distinto de la agricultura familiar).

En definitiva estas políticas de obligado cumplimiento proponen que no se construya primero un embalse y se oferte agua para quien quiera, si no que se valore la demanda, y que bien justificadas las necesidades sociales y económicas, se aporte una solución respetuosa con el medio ambiente y socialmente justa, pero la inercia de las pasadas políticas es grande y puede que pase un tiempo hasta que se vean esos cambios (no debería ser mucho).

Campo de golf junto a olivares

España cuenta con 290 campos de golf y para 2010 se sumarán 150 proyectos más.

Es del todo IRRACIONAL implantar más campos de golf en una España aquejada de sequía y cuyos beneficios irán por supuesto a arcas privadas, promoviendo segundas viviendas de dudoso interés social y destruyendo ecosistemas, directamente sobre el terreno, e indirectamente cuando hay que extraer agua para regarlos.Y todo esto… con agua subvencionada.

foto: campo de golf en olivar de Micheo creative commons

Agua embotellada

botellario

Los estudios revelan que el incremento del consumo de agua embotellada va asociado a una mayor calidad de vida. Lo cierto es que no necesariamente el agua embotellada es de mejor calidad que el agua potable que llega a nuestras casas.

El hecho es que se consumen grandes cantidades de agua embotellada incluso en áreas seguras en cuanto a calidad, generando:

  • Basura innecesaria: que en el mejor de los casos se recicla; si se incinera produce como subproductos gas clorado y otros tóxicos; si se entierra puede tardar hasta 1000 años en biodegradarse.
  • Consumo energético: la industria de los envases es una Gran industria con todo lo que conlleva, bueno y malo.
  • Consumo de combustibles fósiles para su transporte, a veces a largísimas distancias y tambien para el propio envase.
  • Escasez de agua en los lugares de extracción causando problemas a sectores y poblaciones.

"Los países miembros de Naciones Unidas acordaron reducir a la mitad la proporción de gente que carece de acceso confiable y duradero al agua potable segura para el año 2015. Para alcanzar esta meta, habría que duplicar los 15 mil millones de dólares destinados cada año al abastecimiento y saneamiento del agua. Mientras que esta cantidad puede parecer enorme, empalidece en comparación a los 100 mil millones estimados como el gasto anual en agua envasada."

En algunas ciudades a pesar de ser apta para el consumo, "el agua sabe mal"… de mi propia cosecha diría que sería bueno reciclar cada envase y asegurarnos de que el agua que compramos procede de fuentes cercanas al lugar de venta ( España importa casi el doble de lo que exporta ).

Pero en general el agua envasada no es una solución económica ni para los países que no disponen de las infraestructuras ni para los que sí. Hay que invertir en la mejora de la calidad del agua de uso humano. Mirando hacia el futuro: el consumo de agua embotellada no nos llevará a nivel global a una mejor calidad de vida.

( Basado en el artículo: El agua en botella, un problema medio ambiental global )

Foto: "botellario" de warein.holgado bajo licencia de creative commons

La difícil tarea de la Red Natura 2000

tala en las Navas del Marqués

Con un día de retraso quiero hacerme eco sobre una noticia que abría ayer algunos telediarios: La especulación urbanística en Las Navas del Marqués ( localidad abulense cercana a Madrid ), que ya ha tenido como consecuencia la tala de unos 3000 pinos de los 35.000 pinos destinados a cortar para llevar a cabo un proyecto de Ciudad de golf , área residencial y dos hoteles de lujo.
La mejor descripción de la situación la he encontrado en Adena, junto con la descripción del entorno natural y lo que allí ocurre.

Llama la atención que fueran las mismas Administraciones Públicas (el Ayuntamiento de las Navas del Marqués, la Junta de Castilla y León y la Diputación Provincial) los socios fundadores de Montes de las Navas S.A. : destinada a la compraventa de terrenos en la zona con el fin de la protección del espacio natural. Ya que posteriormente recalificarían el terreno como urbanizable para ¡ qué casualidad !, aprobar un proyecto que convierte más de 200 hectáreas de alto valor ecológico en una especie de Marina D'or.

Mientras tanto otros técnicos de la Junta intentaron proteger el espacio de distintas maneras aunque con poco éxito.

En España existen diversas figuras de protección del medio natural: Parques Nacionales, Parques Regionales, Espacios Naturales… un entramado algo complicado que regula el grado de protección y normativa aplicable.

A nivel europeo se ha creado la Red Natura 2000, resultado de la Directiva Hábitats (1992) y la Directiva Aves (1979) cuyo objetivo es añadir a los espacios protegidos ya existentes nuevas superficies que contribuyan al mantenimiento y protección de la biodiversidad en la Unión Europea y estableciendo una conexión de hábitats entre los distintos espacios naturales ( de ahí lo de Red, aunque a efectos prácticos muchas áreas quedan aisladas).

Para tal efecto se establecieron las áreas ZEPA ( Zonas de Especial Protección para las Aves), así como los LIC ( Lugares de Importancia Comunitaria ), aprobados definitivamente hace apenas un mes.
Posteriormente estos LIC se designarán como Zonas de Especial Conservación o ZEC de manera que ZEC y ZEPAS conformarán la esperada Red Natura 2000.

Pues bien, los terrenos recalificados como urbanizables formaban ya parte del proyecto Red Natura 2000 y eran áreas designadas LIC y ZEPA.

Según la Directiva Hábitat:
"Los Estados miembros adoptarán las medidas apropiadas para evitar (…) el deterioro de los hábitats naturales y de los hábitats de especies, así como las alteraciones que repercutan en las especies que hayan motivado la designación de las zonas, en la medida en que dichas alteraciones puedan tener un efecto apreciable en lo que respecta a los objetivos de la presente Directiva" (artículo 6.2 de la Directiva Hábitat).

Los hechos hablan por sí mismos. Sólo las denuncias y protestas públicas de vecinos y asociaciones ecologistas lo han hecho parar. La tala ya estaba en marcha.

Como dato: España aporta cerca de un 25% de su superficie a la Red Natura 2000.
Esto significa que un 25% de la superficie territorial se gestionará (o al menos se intentará) de un modo sostenible y acorde con los valores a conservar que cada espacio conlleve, integrados en otros planes de desarrollo.
Este no es el único caso en que se está vulnerando la protección de un espacio natural. Lo que ocurre, es que una figura de protección no es suficiente.
La Red Natura 2000 es un pequeño paso, pero solo con la implicación de las personas será una herramienta eficaz.